FISIOTERAPIA EN GIJÓN | CLÍNICA FÁTIMA | CLÍNICA EN GIJÓN | CLÍNICA FÁTIMA

  • Imprimir
  • Recomendar
  • Favoritos

Tratamientos de fisioterapia

Drenaje linfático manual

El Drenaje Linfático Manual (DLM) consiste en la activación manual, mediante un masaje de la circulación linfática por estimulación del automatismo de los vasos y ganglios linfáticos, mejorando así la evacuación del exceso de líquido intersticial.

La linfa es un líquido claro que se filtra desde el capilar arterial al espacio intersticial o intercelular. Contiene sustancias que no pueden ser transportadas por el sistema venoso.

El sistema linfático discurre en nuestro cuerpo a modo de red, de forma paralela al sistema circulatorio, y lleva el sentido de la circulación venosa. Sus funciones principales son transportar y drenar moléculas grandes que por sus características no pueden ser recuperadas por el sistema sanguíneo y producir a través de los ganglios linfáticos células y anticuerpos para la defensa del organismo.

El edema se produce cuando sale un exceso de líquido al espacio intersticial, éste puede estar provocado por un mal funcionamiento del sistema linfático, es el llamado linfedema. Puede estar debido a una malformación del sistema linfático o ser secundario a una extirpación de ganglios linfáticos (frecuente en el tratamiento quirúrgico de ciertos tumores), por tratamiento de radioterapia o lesión de un ganglio.
Un edema también puede estar provocado por causas ajenas al funcionamiento correcto del sistema linfático como una insuficiencia venosa, una acumulación de líquido consecuencia del atrapamiento por exceso de tejido adiposo, un edema del embarazo: por la compresión que ejerce el feto sobre los vasos linfáticos, traumático por cirugía, contusión, esguince, fractura..., etc.

Mediante el DLM se ejerce un masaje de una presión muy suave sobre la piel sumado a un movimiento rítmico y lento de impulsión o transporte, favoreciendo que la linfa avance más rápido.

En la Clínica Fátima contamos con un equipo de presoterapia que utilizado junto al drenaje linfático manual completa el tratamiento de los edemas linfáticos. La presoterapia basa su acción en la consecución de una compresión externa que origina un aumento del paso del líquido intersticial al interior de los capilares y vasos linfáticos, favoreciéndose la reabsorción de edemas.

[ Volver al listado de categorías ]